Mintransporte legaliza el servicio ‘bicitaxis’ en Colombia

El Ministerio de Transporte expidió el pasado viernes la resolución 03256 del 3 de agosto, con la que se regulariza el servicio de ‘motocarros’ y ‘bicitaxis’ en Colombia, aunque puso algunas condiciones para su funcionamiento.

web_bicitaxi_big_ce

La norma contempla que este tipo de vehículos se podrá utilizar como rutas alimentadoras en algunos tramos que presenten dificultades en la cobertura de los sistemas de transporte público en las diferentes ciudades del país.

Lea además: Ángela María Orozco es la ministra de Transporte de Iván Duque

“Estos tramos serán los comprendidos entre el lugar de origen o destino del pasajero y el punto de acceso o descenso de este a la de la ruta o Sistema de Transporte, en el que las condiciones especiales, socioeconómicas, topográficas, geográficas, dificultan la utilización de vehículos tradicionalmente homologados para el transporte público de pasajeros, haciendo más eficiente esta alimentación usando vehículos clase motocarro”, señala la resolución.

Asimismo, se contempla que a estos tramos se les denominará como de ‘Alimentación en Primera y Última Milla del Sistema en vehículo Motocarro’, en donde se deberá determinar el número de vehículos que se necesitan para cubrir la ruta.

Entre los requisitos que deben cumplir las personas que presten este servicio se cuentan: ser mayores de edad, tener licencia de conducción y gestionar el Soat y la Revisión Técnico Mecánica para los vehículos.

En Cali existe el servicio de ‘bicitaxis’ y ‘mototaxis’ en zonas como Valle del Lili; la Carrera 39, en el suroriente; y la Comuna 5, en el nororiente.

Al respecto, el viceministro de Transporte, Andrés Chaves, aseguró que “los bicitaxis y los motocarros son un buen complemento a los SITP y a los SETP. Atienden demanda insatisfecha, optimizan recursos e integran a la ciudadanía a una movilidad urbana legal y segura”.

Esta regulación entraría a operar debido a que las necesidades del servicio de transporte de las personas en varias poblaciones y ciudades del país se han venido cubriendo con un servicio ilegal e informal, los cuales no garantizan las condiciones mínimas de seguridad y calidad a los usuarios que vienen utilizando los motocarros, vehículos que se han venido implementando en varias regiones del país, principalmente la región caribe.